La poda del olivo es una de las labores más importantes que hay que realizar en un olivar. De hecho, esta tarea es la que en mayor medida va a determinar el éxito productivo de una plantación.

Además de saber la técnica de podar, es muy importante seleccionar muy bien cuándo se podan los olivos. Por eso, en este artículo vamos a ver la mejor época de poda del olivo.

Porque hacer una buena poda es algo esencial para la productividad de un olivar. Sin embargo, elegir correctamente la época de la poda del olivo es tan importante como la poda en sí.

¿Cuándo se Podan los Olivos?

Antes de definir la mejor época para la poda del olivo, es necesario indicar que existen dos tipos de poda que podemos hacer en la copa y que tienen mucho que ver con la fecha de la poda del olivo:

  • Poda de ramas: se trata de la eliminación total o parcial de ramas gruesas que generan un impacto alto en el olivo.
  • Poda de limpia: se trata de la poda de varetas, cruzados, bajeras o secos que no afectan a ramas gruesas ni afectan en gran medida al volumen de copa del olivo.

Dependiendo del tipo de poda que queramos realizar en el olivar, así se podrá elegir la fecha de poda de los olivos más adecuada.

Para realizar una poda de ramas, la mejor época de poda del olivo es durante el invierno tras haber realizado la recolección de la cosecha.

Para realizar una poda de limpia, la fecha de poda del olivo puede ser tanto durante los meses de invierno, junto con la poda de ramas, como durante los meses de verano, principalmente durante julio y agosto.

Como puedes ver no son pocos los factores que entran en juego en la productividad y rentabilidad de un olivar. Por eso, he preparado para ti una Conferencia Online Gratuita a la que te puedes acceder ahora mismo sobre Los 5 Errores que puedes estar cometiendo que Limitan lo que ganas con tu finca.

Quiero Ver la Conferencia

¿Por qué el invierno es la mejor fecha de la Poda del Olivo?

Durante el invierno el olivo entra en lo que se denomina Parada Vegetativa. La parada vegetativa es un proceso natural del olivo por el que durante los meses de frío para su actividad para evitar daños a su sistema vegetativo.

En este momento la circulación de savia por el árbol es escasa por lo que al realizar los cortes de la poda se evitará el derrame de savia y se facilitará la cicatrización de las heridas.

Durante el verano, con altas temperaturas y sequía, la planta tiene un movimiento de savia inferior al que tiene en otoño o primavera. Por ese motivo, los meses de julio y agosto son buena época para realizar la poda del olivo, siempre que la poda que se realice sea una poda de limpia.

¿Qué otros aspectos son necesarios tener en cuenta para decidir bien cuando se Podan los Olivos?

Ya hemos definido que la mejor época de poda del olivo es durante el invierno. Sin embargo, es necesario entender que esta fecha de poda del olivo se puede adelantar un poco o se puede atrasar, según las condiciones climáticas de la zona donde se localice la finca.

¿Cuáles son los factores que permite adelantar o atrasar la poda?

  • La recolección de la cosecha: hasta que no se recolecta la aceituna no podrás podar.
  • El riesgo de heladas: los olivos sufren menos las heladas si no se podan antes.
  • El movimiento de savia en el árbol: si el árbol se está moviendo y tiene savia en circulación es mejor no podar porque podemos causar graves daños al árbol.

Te pongo unos ejemplos de cómo decidir si adelantar o atrasar la fecha de poda del olivo según estos factores.

Si la finca se localiza donde existe un alto riesgo de heladas es aconsejable retrasar el tiempo de poda del olivo a meses donde ese riesgo se haya hecho mínimo y antes de que el olivo comience a mover la savia.

Me explico mejor: si en tu finca suelen caer heladas desde el mes de diciembre hasta final enero, deberás posponer la fecha de poda del olivo al mes de febrero y marzo, asegurándote que terminas la poda antes de que el olivo comience a moverse.

Si la finca se localiza en una zona donde no existe riesgo de heladas, podrás podar desde la finalización de la recolección, siempre que el árbol esté en parada vegetativa, hasta final del mes de febrero o mediados de marzo.

Como puedes ver no son pocos los factores que entran en juego en la productividad y rentabilidad de un olivar. Por eso, he preparado para ti una Conferencia Online Gratuita a la que te puedes acceder ahora mismo sobre Los 5 Errores que puedes estar cometiendo que Limitan lo que ganas con tu finca.

Quiero Ver la Conferencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario